Sistema electoral mayoritario

El sistema mayoritario con circunscripciones unipersonales no solo es del Reino Unido sino también el de Francia, Alemania (para la mitad de la Cámara), EEUU, Japón, Nueva Zelanda, Canadá….

Los miembros del Parlamento los eligen los ciudadanos y es el único sistema en el que cada ciudadano tiene su representante (lo haya votado o no) y puede ponerse en contacto con él y participar tanto como desee. Esa responsabilidad de representar a los ciudadanos de su circunscripción hace que no haya disciplina de voto en la Cámara, hasta el punto de que los partidos designen un whip (látigo) que tiene por misión tratar de convencer a sus miembros en el partamento que voten lo que quiere el partido en las votaciones mas críticas.

En España en cambio los diputados son elegidos por los líderes de los partidos que ya tienen una idea bastante aproximada de los puestos de cada lista que pueden obtener. Antes de celebrarse las elecciones ya están «elegidos» el 90% de los diputados quienes solo representan a quien les puso en la lista. El ciudadano español no sabe quien le representa porque no le representa nadie. Si alguién cree que le representa el partido al que votó que haga la prueba de dirigirse a él en algún tema (como he probado a hacer yo repetidas veces) y vera como ni le contestan.

El sistema mayoritario proporciona normalmente gobiernos fuertes y suele impedir nefastas alianzas de perdedores. Ello garantizando a su vez la mejor representación de las minorías.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *